Ser padre alarga la vida

Un estudio realizado en Suecia indica que el efecto beneficioso para la salud de tener hijos es más acusado en los hombres que en las mujeres.

Un equipo de científicos del Instituto Karolinska de Estocolmo (Suecia) ha publicado en la revista Journal of Epidemiology & Community Health las conclusiones a las que llegaron a partir de un  exhaustivo análisis estadístico de los historiales de más de 700.000 mujeres y hombres suecos nacidos entre 1911 y 1925. Dentro del estudio no solo se tenía en cuenta su longevidad, también se  tuvo en consideración otros factores, como su estado civil, el nivel de educación y el número de hijos.

Según muestra el estudio, a partir de los sesenta años, cuando la salud empieza a deteriorarse, los hombres que han sido padres pueden tienen una esperanza de vida de dos años más, como media. Obviamente, el riesgo de morir aumentaba según los sujetos según eran más mayores, pero asimismo lo hacía la brecha entre los que habían tenido descendencia y los que no. Por ejemplo, las probabilidades de fallecer para un hombre de 80 años con al menos un hijo era del 7,4%, comparado con el 8,3% de un hombre de la misma edad y sin hijos.

En el caso de las mujeres, con mayor esperanza de vida en general, la relación era menor, aunque también existía. Y otro dato significativo: los padres solteros tienen más probabilidades de llegar a ancianos que los casados.

Foto: Father and son surf lesson in Morro Bay, CA – image by Michael “Mike” L. Baird

sharenting”: El riesgo de mostrar sin límites a los hijos en las redes

Actualmente, existe una clara división entre los padres y madres británicos sobre si compartir o no fotos de sus hijos en Internet.

Según un estudio de Ofcom, más de la mitad de los padres de Reino Unido – un 56% – afirman que no publican fotos o vídeos de sus niños en las redes. El 87% de estos padres indican que la principal razón para no compartir es que quieren que la vida de sus hijos se mantenga en privado.

Por otro lado, del 42% de los padres que afirman que comparten fotos de sus hijos, las mitad indica que lo hacen, como mínimo, una vez al mes.

El auge del término “sharenting” se ha visto incrementado con la popularidad de las principales redes sociales. Por ejemplo, las celebrities son las primeras en compartir diariamente decenas de fotos con sus criaturas.

El estudio de Ofcom muestra, además, que de los padres que comparten sus fotos, el 52% dijo que sus hijos están contentos de que lo hagan y el 84% dice que sólo comparten cosas con las que sus hijos estarían contentos. 

Ofcom detectó que Facebook es la red social más popular en el Reino Unido (el 72% de los adultos lo utilizan). Sin embargo, WhatsApp, Snapchat e Instagram le siguen con un rápido crecimiento.

Los jóvenes son conscientes de la importancia de la presencia online y de saber retratar su vida de la mejor manera posible. Las selfies son las fotos que los mayores de 18 a 24 años comparten más en las redes sociales. Casi la mitad de los que publican selfies dicen que editar la foto antes de compartirla en línea, lo que incluye el uso de las herramientas de filtrado disponibles en Instagram o Snapchat.

En un artículo reciente de The Guardian, se citaba que Instagram, que es propiedad de Facebook, había informado que sus usuarios de menos de 25 años pasaban más de 32 minutos de media al día navegando con la app.

La edición de los posts significa que 3 de cada 4 adultos creen que las fotos y vídeos del resto de gente “suelen” ser o “siempre” muestran una versión idílica de la vida de esa gente.

 

Aparentemente, esto está provocando un efecto negativo, principalmente en los jóvenes. Uno de cada tres jóvenes afirma que las fotos del resto de usuarios les hacen sentir que su vida no se parece ni lo más mínimo. Esta proporción se ve incrementada hasta el 53% entre

los jóvenes de 18 a 24 años de edad y hasta el 45% para aquellos cuyas edades van desde los 25 a los 34 años.

Algunos jóvenes optan por borrar sus selfies de sus perfiles si no reciben suficientes likes o retweets o quitan las menciones o los likes que, en su momento, realizaron a fotos y posts de otros usuarios.

Fotos: Bowling with the kids (Flickr) | Margalena n kids (Wikimedia)

Los mejores hoteles family-friendly de Gran Canaria

El invierno está llegando. Las Navidad son días para estar juntos con nuestra familia y para disfrutar de las fiestas y… ¿Por qué no pasar estos en un lugar soleado como Gran Canaria (Islas Canarias, España)? Por lo tanto, toca estar atentos a los consejos de Matthew Hirtes, un experto en viajes  Las Palmas de Gran Canaria desde mediados de los años 90 y quien ha escrito, co-editadoy actualizado varias guías de viaje por Gran Canaria. Es por ello que queremos compartir algunos de los mejores hoteles family-friendly de Gran Canaria que Matthew Hirtes citó en un artículo que publicado en The Telegraph.

Leer más

¿Cómo han ido vuestras últimas vacaciones con niños?

Aún tenéis en mente los buenos momentos que habéis pasado en vuestras últimas vacaciones con niños, ¿verdad? Y, seguramente, también recordáis aquellos puntos o momentos en los que habéis tenido algún tipo de problema.

Y es que realizar las vacaciones con niños es un placer pero también podemos encontrar con problemas que no se suelen dar cuando se viaja sin niños o cuando éstos son plenamente autónomos.

En este post compartiremos algunos aspectos a tener en cuenta a la hora de planificar vuestras vacaciones con niños y sugerencias para solucionar las dudas que pueden surgir a las futuras familias viajeras. Por supuesto, esperamos vuestros comentarios y experiencias.

¿Dónde me alojo? ¿Hotel? ¿Apartamento? ¿Alquiler P2P?

Esta cuestión depende de gustos. A veces nos interesa tener la cama hecha, no tener que cocinar ni fregar platos, etc. En este caso la elección sería un hotel, pero debemos tener en cuenta aspectos como las actividades para niños que ofrece o si dispone de zonas específicas para ellos. Si nuestros hijos son de muy corta edad, daremos prioridad a la facilidad para calentar un biberón o si disponen de cunas. Otros aspecto a tener en cuenta es la situación del hotel; lo ideal es una zona tranquila y sin ruidos pues será más fácil que nuestros pequeños concilien el sueño y descansen correctamente o si cuentan en su menú con comidas especiales para niños. Anteriormente, publicamos un post donde recomendábamos una serie de hoteles ideales para ir con niños.

Para aquellos que prefieran la independencia que da un apartamento para disponer de más espacio (en ocasiones, la habitación del hotel se nos suele quedar pequeña) y de todo tipo de equipamiento, como cocina, microondas, frigorífico para conservar yogures, leche, etc.

Si no os importa cocinar, hacer camas o fregar platos durante vuestras vacaciones, os recomendamos definir un criterio de elección en base a su situación. Por ejemplo, si hacemos turismo de playa buscaremos que esté lo más cerca posible pues todos sabemos (o podemos imaginar) la cantidad de cosas con las que debemos cargar. También buscaremos zonas lo menos ruidosas posibles, cerca de lugares básicos como restaurantes, sitios de comida para llevar, supermercados, etc. ¡ESTAMOS DE VACACIONES! Debemos facilitar las cosas al máximo.

A diferencia de los hoteles, en este caso, las actividades las deberemos hacer nosotros. Elegiremos destinos bien valorados dentro del turismo familiar donde haya, por ejemplo, actuaciones en la calle como payasos, atracciones para los niños, etc. Coincidiréis en que, a los padres, nos gusta estar relajados y descansar y que nuestros hijos necesitan actividad.

Sin duda, nuestra opción favorita es el alquiler P2P. En estos momentos hay infinidad de ofertas en múltiples webs como, por ejemplo, Airbnb. Podemos consultar experiencias, opiniones, ver fotos, lugares ideales para comer con niños, realizar actividades, pagos de forma segura y geolocalización.

¿Qué me llevo?

Si bien podemos tender a llevar más ropa de la necesaria, debemos atrevernos a ir con menos. Ésto comportará que hagamos y deshagamos más fácilmente las maletas. Si de algo escaseamos las familias con niños de corta edad es de tiempo. Si elegimos la opción apartamento, podremos usar la lavadora e intentar que las prendas necesiten de poco planchado.

Otra gran cuestión es ¿Dónde nos metemos los padres, niños, maletas carritos y sillas de seguridad si viajamos en coche? Y si viajamos en otro medio de transporte, ¿cómo transporto todo lo que necesitamos? En este punto, realmente, poco podemos hacer más allá de recomendar el alquiler. Cada vez están surgiendo más negocios que nos lo permiten. Deberemos buscar en los destinos que visitemos la oferta existente. También tenemos la opción de contratar a empresas especializadas que se dedican al transporte de equipajes de este tipo.

Realmente, viajar con niños no es algo fácil pero para tampoco es imposible. Os animamos a viajar con ellos. Sin duda, este post colaborativo nos ayudará a todos para ello.

¿Qué experiencias o recomendaciones podéis aportar?

Foto: Kids in the Boot

Museos con niños

https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/3/32/Escuelas_de_todo_el_pais_visitan_el_Museo_Malvinas_(20328442191).jpg

Como padres preocupados por la educación de los niños queremos que nuestros hijos aprendan cuanto antes a leer y que, por supuesto, tengan un buen nivel de inglés. Con 5 años saben leer, chapurrean el inglés, suman y son capaces de absorber como esponjas todo lo que se les ponga por delante. Todo lo aprenden, y lo hacen con rapidez.. Entonces, ¿por qué ir  a los museos con niños?

¡No limites a un niño a tu propio aprendizaje por haber nacido en otro tiempo!

Rabindranath Tagore

Hay museos que, por su temática, ya son atractivos para los niños como pueden ser el museo del juguete, el museo de bomberos o el museo del chocolate entre muchos otros, pero, ¿por qué no animarles a visitar esos museos de “mayores”?

En Madrid hay varios museos como el Museo Sorolla o el Museo del Romanticismo que ofrecen actividades y talleres para los más pequeños. O bien, podemos elegir el Museo del Prado, el Museo Reina Sofía o el Museo Real Academia de Bellas Artes para visitarlos con Arsviventia, empresa de especialistas en historia del arte, gestión cultural, pedagogía y expertización que apuestan por la difusión del patrimonio como base para comprender y valorar la sociedad actual, adáptandolo en este caso a familias con niños.

En Bilbao el Museo Guggenheim ofrece talleres, encuentro con artistas y Baby Art, además de una aventura virtual por el museo especialmente diseñada para los niños.

En Londres el British Museum cuenta con rutas de la familia en el museo, mochilas de actividades y una guía multimedia familiar, y en el Museo de Historia Natural con juegos y sugerencias para realizar la visita en familia.

En Amsterdam el Museo Van Gogh invita a los niños a una búsqueda del tesoro, crear su propio diorama o a colorear.

En París el Museo del Louvre propone 5 cuentos con anécdotas para que los niños entiendan mejor el museo, actividades y talleres.

Y lejos de nuestras fronteras encontramos el Museo MOMA de Nueva York con programas para niños de 4 a 14 años: películas para ver en familia, manualidades, charlas en familia sobre arte, o interactuar con las apps del museo dirigidas a niños con diferentes juegos.

Los museos son espacios en los que los niños pueden aprender arte e historia que darán valor a su educación, ya que el arte desde pequeños es esencial para establecer vínculos con la cultura, por lo tanto ya podemos incluir la visita a los museos en nuestros próximos viajes con niños.

Foto: Wikipedia